Varios jóvenes crean la aplicación definitiva para aprender inglés

Varios jóvenes crean la aplicación definitiva para aprender inglés

Son miles las noticias sobre el paro juvenil, la huida de jóvenes preparados a otros países europeos, la destrucción de empleo y un largo etcétera.. y lo peor, contadas siempre con el mismo prisma pesimista.. pero pocas las que nos hablan de proyectos creados por jóvenes emprendedores dispuestos a cambiar la dinámica actual, este es el caso de Word Bucket que surgió de la cabeza pensante de unos cuántos jóvenes sin miedo a emprender ni a crecer como empresarios y que al final han constituído un equipo de trabajo multicultural entre los que se encuentra un joven pontanés.

Word Bucket se suma a la lista de las aplicaciones que cualquier estudiante de inglés debe tener en su móvil. Esta App creada, en otros, por Antonio Roa- Valverde, un joven pontanés afincado desde hace años en Innsbruck, nos permite aprender y recordar todo el vocabulario en inglés, además de guardar palabras para poder volver sobre ellas si es necesario en algún momento, todo esto como un juego que nos hace más ameno el aprendizaje y nos permite compartir con la comunidad de usuarios todo lo que has aprendido.

Por este motivo hemos entrevistado a Antonio para que nos hable de su experiencia como emprendedor y sus planes de futuro, del equipo de trabajo y de la forma en la que un emprendedor debe invertir su tiempo y sus aspiraciones. Todo un ejemplo a seguir, sobretodo en entusiasmo, motivación y actitud!!

Global Formación: Lo primero de lo que nos gustaría que nos hablases es del equipo que ha llevado a cabo esta app ¿Cómo empezó esta aventura empresarial?

Antonio Roa: La historia detrás del equipo es algo bastante curioso y llamativo. En el verano de 2008 tuve la suerte de hacer un curso de inmersión lingüística en La línea (Cádiz). Allí conocí a dos profesores irlandeses, Danny Smits (Galway, Irlanda) y Robert Hanley (Galway, Irlanda). En octubre de 2011 retomamos el contacto y me comentaron la idea de desarrollar aplicaciones móviles para enseñar jugando. Por ese entonces yo estaba intentando aprender Android y sin dudar acepté el reto. Sin embargo, no sería hasta una año más tarde cuando empezamos de forma seria a desarrollar las ideas iniciales.

A finales de octubre de 2012 contacté con José Luis Guerrero (Málaga) y Antonio Otero (Cádiz), antiguos amigos que conocí durante mis estudios en Málaga, y empezamos a formar el equipo de desarrollo. A principios de 2013, Bram Zwinnen (Bélgica) se unió al equipo como disenyador y un poco más tarde lo hizo Aleksey Nitsenko (Rusia) como programador. Sin darnos cuenta habíamos creado un equipo multicultural con un único objetivo en mente, ayudar a la gente a aprender idiomas de una forma más atractiva a través de juegos.

Robert: “Conocimos a Antonio en el curso de La línea y un par de años después, mientras formábamos el equipo, pensamos en él porque entre todos los estudiantes que tuvimos él se quedó grabado en nuestra memoria. Antonio compartía nuestro mismo estilo de cachondeo y tenía las mismas ganas de reventar el sistema del curso para hacerlo más divertido, y más gracioso para aprender de forma más efectiva. Reconocimos en él las características a las que dábamos importancia – interesado en lenguaje para comunicar, y con ganas de aprenderlo de nuevas maneras más emocionantes que las existentes.”

G.F: ¿Cuál ha sido vuestra motivación para lanzaros a emprender?

A.R.: Habíamos llegado a golpear un techo en el sistema educativo. Nos dimos cuenta, como profesores y como estudiantes, que los juegos eran una manera muy efectiva de aprender. El peor lastre para nosotros es una clase aburrida, porque cuando un estudiante – de cualquier cosa y cualquier edad o nivel – está motivado, su cerebro está activo y aprende mucho mejor. Así que decidimos emprender nosotros y desde entonces muchas ideas nacieron como juegos que pudiesen cultivar este tipo de entrenamiento para idiomas. A parte, nos dimos cuenta de que había problemas sin resolver.. por ejemplo, siempre buscábamos maneras de memorizar vocabulario que has necesitado aprender personalmente y, de esta manera, intentamos pensar en soluciones con cuadernos y bolsas con papelitos. Así se iluminó la oportunidad para Word Bucket, que permite guardar palabras, pero que también hace el papel de profesor y te incita a practicar y recordar las palabras. De esta manera, la app no hace nada más que algo que siempre hemos querido hacer en la clase.

G.F: ¿Pensáis que el emprendimiento joven supone una barrera de entrada ante la sociedad empresarial (inversores, clientes, etc.)? ¿Os habéis encontrado con alguna?

A.R.: Indudablemente no. Actualmente todo el mundo habla de emprender y hay bastante impulso para hacerlo. El mayor problema no es el entorno en sí, sino el hecho de saber alinear los intereses personales con lo que se quiere alcanzar en la vida. Es más una cuestión de visión y experiencia que otra cosa.

Nuestro actual objetivo es enseñar al mundo lo que podemos hacer y crear algo que sea de utilidad.

G.F: ¿Cuál era el día a día durante el desarrollo de esta aventura empresarial?

A.R.: A decir verdad la primera mitad de 2013 ha pasado literalmente volando. Es increíble como un proyecto como el que estamos desarrollando puede mover tantos sentimientos. Sinceramente, a parte de cualquier idea de negocio, lo cual es necesario para poder subsistir, está la idea de impactar en la vida de las personas con algo que sea útil. Esto es lo que nos da la motivación para hacer lo que hacemos. En resumen, nuestro día a día esta lleno de ilusión, retos, muchas risas y mucho inglés :)

G.F.: Os habéis centrado en una aplicación sobre idiomas, en concreto el inglés… Actualmente son muchos los jóvenes que tienen que ir a países de habla inglesa a encontrar trabajo ¿fue esta la motivación que os llevó a realizar esta app?

A.R.: Realmente no. De hecho a corto plazo vamos a ampliar la idea para más idiomas. En cierta manera teníamos que centrarnos en un grupo específico y qué mejor que el inglés si tenemos a dos profesores nativos, inglés está en el top de los idiomas más aprendidos como segunda lengua y, además, inglés es el lenguaje de Internet.

La versión actual puede ser usada de varias formas. Por ejemplo un usuario inglés nativo puede usarla para mejorar su español, francés, italiano, ruso, árabe, chino, portugués, japonés o coreano. El resto de usuarios en estos lenguajes puede usarla únicamente para aprender inglés por ahora. Como se aprecia, existen muchas combinaciones que ofrecer e indudablemente irán apareciendo en las siguientes versiones.

G.F.: ¿Ampliaréis en un futuro los idiomas que ofrece esta app?

A.R.: Por supuesto, o he dicho más arriba, nuestra intención es impactar en la vida de las personas con aplicaciones útiles.. así que no dejaremos de apostar por otros idiomas como los que ya he nombrado: italiano, francés, ruso..

G.F.: La aplicación es gratuita, ¿cómo rentabilizais la inversión?

A.R.: Existe una parte básica que es gratuita y si el usuario desea tener más funcionalidad puede adquirir una versión de pago por algo menos de dos euros (básicamente el precio de un café).

G.F.: La app se basa en un juego, y permite crear una comunidad e incluso conocer lo que otros usuarios han aprendido.. ¿tiene vista de convertirse en una red social de aprendizaje?

A.R.: No necesariamente. La idea es que el usuario pueda aprender a su ritmo cuando y como quiera. Aún tenemos que ver como reacciona el público y evaluar cómo podemos adaptarnos lo mejor posible.

G.F.: ¿Cómo veis el futuro de Word Bucket? ¿Tenéis más proyectos en mente?

A.R.: Nos gustaría que cada usuario con un móvil tuviera un Word Bucket en su bolsillo. En un futuro no muy lejano creo que vamos a ver los diccionarios como piezas de museo únicamente. Una prueba de esto es que los proveedores de diccionarios se están moviendo al mundo digital.

Sí tenemos más proyectos en mente a parte de expandir la funcionalidad de Word Bucket. Actualmente estamos desarrollando otra app bastante interesante que podrá usarse en combinación con Word Bucket.

G.F.: Finalmente, ¿algún consejo final para aquellos que acaben de terminar su carrera y no sepan qué hacer o para los que no terminan de lanzarse a emprender aunque tengan una idea buena?

A.R.: Posiblemente les pasará lo mismo que me pasó a mí y a otros compañeros, el no saber qué hacer después. Esto es lo que se llama incertidumbre, es algo normal y va a seguir estando siempre presente, así que lo mejor es adaptarse a ella lo antes posible. La mejor forma de combatirla es tener unos objetivos y en base a eso pensar un plan para alcanzarlos. Mi consejo es intentar siempre decidir por sí mismo y si tras chocar muchas veces con un obstáculo vemos que no es el camino entonces rectificar y buscar alternativas mejores. Parece un “rollo” filosófico, pero sinceramente creo que esta es la esencia para conseguir cualquier meta.

Si estáis interesados en seguir la pista a estos chicos, os dejamos las redes sociales en las que podréis seguir sus movimientos empresariales… que tienen toda la pinta de seguir por el buen camino… seguro que dentro de poco os contamos cosas nuevas de este multicultural equipo de trabajo :)

Website: http://www.englishbubble.com

LinkedIn http://www.linkedin.com/company/2691718?trk=prof-exp-company-name

Facebook https://www.facebook.com/EnglishBubble?ref=hl

Facebook https://www.facebook.com/WordBucket?ref=hl

Twitter https://twitter.com/englishbubble

Deja un comentario